LA FINAL DE CATAR

Klopp y Jorge Jesús, la lucha de Liverpool y Flamingo por el liderazgo

El ambiente de la final de 1981. El Liverpool, seis Copas de Europa y ningún titulo Mundial. Bajo la sombra del gran Flamengo de Zico y la huella de su victoria en la pugna de la Intercontinental de Tokio.
El Liverpool buscará ante el Flamengo en la pugna por su primer título de campeón del mundo de clubes. Una final que reedita la que ambos equipos disputaron en la Copa Intercontinental de 1981. Y que terminó con clara derrota de los reds.



El Liverpool en Doha (Catar) ante su particular revancha y al mismo tiempo con la meta de estrenarse en esta competición. No en vano, y a pesar de los muchos cambios de formato y de denominación, el Liverpool jamás ha inscrito su nombre como ganador de este Mundial a pequeña escala.

El club de Anfield, seis veces campeón de Europa, no jugó la Intercontinental de 1977 ni tampoco la de 1978 por discrepancias fijando las fechas de sus encuentros. Para colmo, perdió las tres finales siguientes en 1981, 1984 y 2005. Ésta última, ya como Mundial de Clubes de la FIFA, fue sorprendente al caer por 1-0 contra el São Paulo.

Ahora, en el Estadio Internacional Khalifa, el Liverpool de Jürgen Klopp afronta la sexta cita de los reds con la historia del fútbol. Y lo hace con el reto del neerlandés Virgil van Dijk tras haber apurado en su recuperación de las molestias físicas que lo habían apartado de las semifinales.

Ese compromiso lo solventó un gol de Roberto Firmino en el minuto 91, batiendo por 1-2 al CF Monterrey. Ni Van Dijk ni Georginio Wijnaldum jugaron un solo minuto frente a Rayados. Y además el propio Firmino y Trent Alexander-Arnold entraron de refresco en la segunda parte.

Su entrenador dosificó los esfuerzos de un equipo que, como peaje, fue eliminado el pasado martes de la Carabao Cup tras ser goleado frente al Aston Villa (5-0). En este galimatías de calendario apretado, el filial Sub-23 del Liverpool no estuvo a la altura. Le tocó a Klopp y compañía enmendar esa situación y buscar cerrar con victoria un año estelar.

Habiendo competido por la pasada Premier League hasta el último suspiro, habiendo conquistado su sexta Liga de Campeones y habiendo ganando al Chelsea en los penaltis la Supercopa de Europa, los reds buscan  la mejor guinda posible a su pastel de títulos.

Enfrente, el Flamengo ante el reto de ser por segunda vez campeón del mundo, después de la citada de 1981. De tal modo, los de Jorge Jesus lograron su billete para esta nueva finalísima el pasado martes, remontando contra el Al Hilal (3-1) y con su once inicial prácticamente de gala.

Comparte esta noticia

COMENTARIOS